Diógenes Laercio y el primer texto sobre historia de la filosofía

Diógenes Laercio y el primer texto sobre historia de la filosofía

«Ahora bien, en cuanto al método de exposición empleado por Diógenes Laercio podemos agregar que él recoge la clasificación en dos series de escuelas: la serie Jónica y la Itálica, de Soción (siglo II a.C.), una de las fuentes del autor, quien presentaba la historia de la filosofía a partir de los diácodos o sucesiones.»

Si deseáramos indagar sobre la historia de la filosofía occidental, en la actualidad tendríamos diversos textos desde aquellos destinados íntegramente a la difusión filosófica hasta otros que están destinados a un público más especializado. Sin embargo, esta situación no fue siempre así, pues hubo una época en la que no existía un texto destinado a recopilar los sistemas de pensamientos de los diferentes filósofos desde la antigüedad en Grecia. Una excepción a esto, salvando los límites del caso, puede ser el texto: «Vidas y opiniones de los filósofos ilustres» de Diógenes Laercio.

Respecto al autor, la información que hay sobre él es imprecisa, pero se sabe que vivió durante la primera mitad del siglo III. No obstante, algunas fuentes señalan que era «(…) natural de Laerta, población de Cilicia» (Ortiz, 1792, p.IX). Aunque existen opiniones contrarias al respecto, lo cierto es que vivió en una época muy convulsionada para Roma donde, después de la muerte del emperador Séptimo Severo en el año 211, los emperadores se sucedían constantemente debido que se iban asesinando unos a otros con tal de hacerse con el poder.

Volviendo a la obra, su título original según Ferrater Mora es «Βίοι καὶ γνῶμαι τῶν ἐν φιλοσοφίᾳ εὐδοκιμησάντων καὶ τῶν ἑκάστῃ αἱρέσει ἀρεσκόντων ἐv ἐπιτόμῳ συναγωγή» que en castellano se traduce como «Vidas y sentencias de los más famosos entre los filósofos y de las doctrinas de cada escuela». No obstante, otros autores como Focio y Estacio lo presentan con un título mucho más corto. Por otro lado, la fecha de composición de esta obra ha sido ubicada entre el año 225 y 250 d.C. y pese a presentar problemas respecto a la fidelidad de su contenido, es considerada una de las fuentes más importantes para acercarse al mundo de la filosofía antigua.

Otro aspecto importante es el idioma de la obra, puesto que  originalmente fue escrita en el idioma griego clásico, tal y como era la tradición en el mundo antiguo. Posteriormente, la obra será traducida parcialmente al latín por el monje Ambrosius Traversarius Camalduensis en el año 1431 y publicada en el año de 1432 en la ciudad de Roma y dedicada al político y banquero florentino Cosme de Médici o Cosme el Viejo. No obstante, en el año 1497 se imprimió una parte del texto en Griego en la ciudad de Venecia, el artífice fue Aldus Manucius Romanus; mientras que la primera versión completa de la obra en su idioma original fue impresa por Frobenius en la ciudad de Basilea en el año de 1533. Sin embargo, no será hasta el año 1792 que José Ortiz Sanz publicará la primera traducción al castellano de dicha obra.

Asimismo, para García Gual, el título presenta cuatro términos que permiten explicar algunas particularidades del texto: «Βίοι», «γνῶμαι», «αἱρέσει» y «συναγωγή». En cuanto al último término, su sentido se encuentra estrechamente ligado a los dos primeros, pues éste es traducido como «Compilación» y dado que la obra de Diógenes Laercio es la primera compilación de biografías y doxografías, donde ambos tipos de escritos aparecen juntos[1], se entiende su alto valor histórico. De tal manera que las biografías se ocupaban de la vida o «Βίοι» de los filósofos, mientras que las doxografías se ocupaban de sus sentencias o «γνῶμαι». Por otro lado, en cuanto al término «αἱρέσει», éste hace referencia al orden en que se presentaba el contenido de la obra.

Ahora bien, en cuanto al método de exposición empleado por Diógenes Laercio podemos agregar que él recoge la clasificación en dos series de escuelas: la serie Jónica y la Itálica, de Soción (siglo II a.C.), una de las fuentes del autor, quien presentaba la historia de la filosofía a partir de los diácodos[2] o sucesiones. De allí que ésta obra presenta dos formas de ordenar su contenido: el primero a partir de las escuelas o «hairései» o «αἱρέσει», y la segunda de forma cronológica en el interior de cada escuela a partir de la «diadochaí» o diácodos.

Por otro lado, para Ferrater Mora los 10 capítulos que integran la obra se organizan en cuatro partes: (1) la filosofía de los bárbaros, (2) la serie Jónica, (3) la serie Itálica y (4) los filósofos esporádicos o sin sucesión o sin escuela. Aunque al revisar la traducción realizada por García Gual se puede disentir en el título de la primera parte, pues éste estaría relacionado con el libro I de la obra que está referido a los sabios, y donde se considera a los siete sabios de Grecia donde figura: Tales de Mileto, el maestro del iniciador de la serie Jónica, y Ferecides de Siros, el maestro del iniciador de la serie Itálica.

Diogenes Laercio segun Ferrater

Sin embargo, toda la información presentada en esta obra solo presenta biografías y sentencias dichas por los filósofos, más no presenta el sistema de pensamiento de cada uno de ellos. Motivo por el cual muchos filósofos como Hegel y Nietzsche cuestionaron la utilidad de la obra, pues a lo mucho establece una semblanza de cada uno de los filósofos, sin responder a los requerimientos de los estudios filológicos de la época. No obstante, algunos reconocen que el contenido del libro X puede ser de mayor importancia, pues se refiere con mayor profundidad a la doctrina de Epicuro. Aunque, como diría el mismo García Gual, este texto nos permite conocer ese aspecto humano de los filósofos de la antigüedad griega y helénica, aspecto que no encontramos en ningún texto actual.

Diogenes Laercio esquema


[1] Hasta esa fecha dichos escritos se publicaban de forma separada según la tradición helenística.

[2] Los diácodos eran los jefes de una escuela filosófica que sucedía a un anterior diácodo o al fundador de la escuela. De tal manera que había una sucesión de filósofos a partir del fundador dentro de cada escuela.


Referencias:

  • Laercio, D. (2007). Vidas y opiniones de los filósofos ilustres. (Trad. C. García). Madrid, España: Alianza Editorial.
  • Ortiz, J. (1792). Los diez libros de Diógenes Laercio. Sobre las vidas, opiniones y sentencias de los filósofos más ilustres. Recuperado de http://fama2.us.es/fde/losDiezLibrosDeDiogenesLaercioT1.pdf
  • Ferrater, J. (2004). Diccionario de filosofía. Barcelona, España: Editorial Ariel, S.A.
  • Rosental, M. y Iudin, P. (1978). Diccionario filosófico. Buenos Aires, Argentina: Ediciones Universo.
  • Vidal, G. (S.F.). Siglo III d.C. (201 – 300) [Mensaje en un blog]. Recuperado de https://romaincreible.wordpress.com/siglo-iii-d-c-201-300/

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s